Nadal tendrá que remontar ante Djokovic para llegar a la final


El duelo entre Rafa Nadal y Novak Djokovic en semifinales de Wimbledon, el más repetido de la historia del tenis, tendrá que esperar a una segunda parte para resolverse, y se reanudará con ventaja para el jugador serbio. El retraso provocado por la duración de la anterior semifinal llevó a más allá del atardecer el comienzo de este partido, auténtica final anticipada que se resolverá el sábado, con un marcador provisional de (6-4, 3-6, 7-6(11)).

Tras casi tres horas de juego, a Novak Djokovic le falta únicamente un set para alcanzar por quinta vez la final de Wimbledon. El ganador se enfrentará al sudafricano Kevin Anderson, que no llegará precisamente descansado, después de un partido que disputó tantos juegos como si fueran dos.

La semifinal entre Djokovi y Nadal se retomará este sábado por la tarde, después de la final femenina que jugarán la estadounidense Serena Williams y la alemana Angelique Kerber, que empieza a las 14:00 hora local, y en principio se mantiene la previsión de jugar la final masculina el domingo.
null Novak Djokovic, durante el partido de semifinal contra Nadal

Tennis – Wimbledon – All England Lawn Tennis and Croquet Club, London, Britain – July 13, 2018 Serbia’s Novak Djokovic reacts during his semi final match against Spain’s Rafael Nadal. REUTERS/Toby Melville/REUTERS

La segunda semifinal de Wimbledon, la edición número 52 entre Nadal y Djokovic -no en vano es el enfrentamiento más repetido en la historia del tenis- comenzó con el techo de la pista central cerrado y con luz artificial. El responsable, el maratoniano encuentro de seis horas y 36 minutos en la semifinal anterior, en el que venció el surafricano Kevin Anderson al estadounidense John Isner (7-6 (6), 6-7 (5), 6-7 (9), 6-4 y 26-24), que además de un récord rompió las previsiones horarias.

Además, debido al riesgo de lluvia y la oscuridad que se cernía sobre el All England Club, la organización del torneo decidió cerrar el techo, encender el alumbrado y marcar horario de salida a las 23:00 horas local, en virtud del acuerdo con residentes de los vecinos barrios de Southfields y Wimbledon Village.
Noche de remontada

Sea por el horario, sea porque no conseguía revolucionar su motor, Nadal se vio claramente superado en el primer parcial por Novak Djokovic, dominador con un tremendo servicio. El actual número uno del mundo solo forzó una igualdad pero no llegó a tener ninguna oportunidad de rotura. El serbio, superior también al resto, terminó abrochando el primer set con comodidad y un golpe ganador de derecha, abocando al español a una remontada con nocturnidad.

Pero no quiso Nadal irse a la cama con pesadillas por la necesidad de una sufrida remontada ante su peor rival y encontró el tono de su juego en el segundo set, más dinámico en el resto y llevando el equilibrio al juego desde el que impulsarse. No obstante, para llevarse el parcial necesitó de dos roturas sobre el saque de Djokovic, porque la que consiguió en el cuarto juego la devolvió este a continuación.

Algunos puntos intensos más tarde, Nadal consiguió de nuevo ventaja en el sexto juego y mantenerla para igualar el marcador cuando faltaba una hora por delante para clausurar la jornada.
Djokovic, más cerca de la final

Con la iniciativa al servicio para Djokovic en el tercer set, se sucedieron rápidamente los últimos juegos del día con ventaja neta para los sacadores, sin opciones para los peloteos, conscientes ambos jugadores del valor psicológico del tercer parcial, mientras durara. Y duró hasta el final, porque antes de que el reloj marcara la hora de salida, los tenistas entraran en un tenso tie-break, al filo de la medianoche en España y a un gran nivel.

En el desempate, Nadal desperdició tres bolas de set, por una del serbio, quien finalmente aprovechó su segunda oportunidad para llevarse el desempate por 11-9 y echar provisionalmente el telón antes del segundo acto, ante un público que se quedó con ganas de más.

Pese a que la ventaja la tiene el serbio, el partido fue muy igualado, como muestran las estadísticas parciales, en la que la diferencia vino del saque de Djokovic, con 13 directos: en lo demás, el de Belgrado sumó 42 golpes ganadores, por 39 del mallorquín; los dos rivales se rompieron el saque en dos ocasiones, y acabaron con igualdad de puntos ganados, 107 cada uno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.